No esperes demasiado de mi

No esperes demasiado de mi

Escrito por Alicia el 7 septiembre, 2016

Alicia

7 publicaciones

Necesito que me hagas una visita improvisada.
De esas que acaban en sexo sin sentimientos y sentimientos de deseo.

Quiero que me susurres que todo va a ir bien.
Qué los susurros se transformen en mordidas en mi oreja.

Mi cuello está demasiado inmaculado para haber pasado dos segundos contigo.
Sonará a excusa de típico amor adolescente, pero necesito que me hagas olvidar que la cordura existe.

No te pido locura si no desenfreno.
No exijo amor correspondido si no un par de polvos bien echados.

Desde que tengo memoria me han dicho que una señorita no anhela estas cosas.
Y tanto mis educadores por convertirme en señorita, como mi intento por mantener la compostura, han sido un fracaso estrepitoso.

Al fin y al cabo en eso me resumo.
Un cúmulo de fracasos mal enfocados hacia la poesía, o simplemente el desahogo.

Y hoy, quiero desahogarme contigo.
Qué coño!
Hoy, mañana y cada vez que necesite marcar tu espalda con mi desesperación por tus caricias.

Así que no tardes demasiado en provocarme, porque si no, careceré de excusas y mi refinamiento será inexistente.
Otorgándote una vez más la razón, de que la única razón por la que reclamo tu impulsividad, es porque va mucho más lejos que la mía.

Publicaciones relacionadas

Alicia

7 publicaciones

Un día encontré un cuaderno en el que las prostitutas baratas vestidas de palabras bonitas no tenían cabida. Ahí se corrió el rímel y el pinta labios comenzó a desteñir.

Comparte esta publicación en

Comentarios

Be the First to Comment!

Recibir notificaciones de
avatar

wpDiscuz