Volver

Volver

Escrito por Marcos Sánchez el 18 noviembre, 2015

Marcos Sánchez

11 publicaciones

Volvió por una pierna de bronce desnuda ante el Sol.

Por la copa de tinto sobre la madera.

Volvió por la noche pintada de ámbar,

lejos del grito de un ayer desgarrador.

Volvió por tus manos, que no duelen.

Volvió por mis dedos,

café y hielo en pezones erguidos.

Volvió por mi boca,

por la parada del bus,

por el otoño y esa bufanda amarilla.

Volvió la vida

como vuelven las lágrimas a la cerveza.

Aunque sólo sea por un rato.

 

Publicaciones relacionadas

Marcos Sánchez

11 publicaciones

Escribo. La poesía es un monstruo que no cabe debajo de la cama

Comparte esta publicación en

Comentarios

Be the First to Comment!

Recibir notificaciones de
avatar

wpDiscuz