Al borde del barranco

Al borde del barranco

Escrito por Marcos Sánchez el 23 junio, 2015

Marcos Sánchez

11 publicaciones

Silban las balas en la cuerda

de la indecencia.

Bajo esta mirada arrugada

que no despierta sino a las moscas.

Corazón de piel sorda,

no me hagas correr,

hijo de puta.

Que yo me quedo en esa noche

malcriada con zapatos de amor.

Suena el afilador en el patio,

agüero de la muerte.

Ojos de serpiente sin alas de sabor.

Y yo no me llamo Javier.

Publicaciones relacionadas

Marcos Sánchez

11 publicaciones

Escribo. La poesía es un monstruo que no cabe debajo de la cama

Comparte esta publicación en

Comentarios

Be the First to Comment!

Recibir notificaciones de
avatar

wpDiscuz