6 meses

6 meses

Escrito por Marcos Sánchez el 29 mayo, 2015

Marcos Sánchez

11 publicaciones

Morirás conmigo como el amor en los bares.

Tu recuerdo,

desolado en mis paseos de madrugada,

deshaciéndose en otros labios por nosotros

como una revolución sin bandera.

La gorda baraja el tarot,

y a mí se me caen los dientes

en ese sueño que compartimos

y es lo único que queda.

Hambrienta, guardó el tiempo entre las tetas.

¿Son relojes o son espejos?, pregunto.

Agarro el botellín,

Busco a contraluz sus ojos de miel.

Pero sólo veo la jeta del camarero:

—Cerramos ya, hijo, que es tarde.

Publicaciones relacionadas

Marcos Sánchez

11 publicaciones

Escribo. La poesía es un monstruo que no cabe debajo de la cama

Comparte esta publicación en

Comentarios

Be the First to Comment!

Recibir notificaciones de
avatar

wpDiscuz